Aplicaciones móviles: Funciones secundarias de tu APP. Parte 5 Final

Antes de definir el presupuesto de tu proyecto, debemos determinar todas las funciones y procesos que se deben cumplir, y jerarquizar los más importantes para tu Producto Mínimo Viable.

Esta publicación es parte de un desarrollo más extenso, si deseas conocer el proceso completo de cómo idear, planificar y detallar un emprendimiento a través la creación de una aplicación móvil, te invitamos a comenzar desde la siguiente publicación: Aplicaciones móviles: Cómo aterrizar tu idea
Como ya hemos identificado lo más importan de nuestra aplicación móvil en el post anterior, debemos continuar definiendo el resto de características y funciones que hacen de nuestro proyecto, único, diferente e innovador.

Aquellas funciones que no se vinculan directamente al modelo de negocios (es decir, podemos funcionar sin ellas), las denominaremos como Funciones Secundarias.

Por regla general, las funciones secundarias son aquellas ideas que hacen diferente tu proyecto, o las que ideas pensando en la felicidad y comodidad del usuario. También incluimos acá la discusión de procesos y de interfaz, que esperamos sucedan durante la interacción entre usuario y app.

Debido a lo anterior, las potenciales funciones secundarias son infinitas y tan variadas como tu imaginación y la tecnología actual lo permitan. Es por ello que, según la realidad de cada emprendimiento, y obedeciendo la recomendación de las Funciones principales, es importante enfocar nuestro esfuerzo en las funciones que más valor agregado generan, entendiendo que cada función es más inversión y más tiempo de desarrollo.

En nuestro ejemplo de Belagram, entre ambas aplicaciones móviles, podríamos enunciar las siguientes:

Aplicación móvil Usuario Consumidor.

  1. Posee una página de inicio que permita visualizar tendencias de belleza en tu ciudad, imágenes y videos de los últimos trabajos realizados y subidos a al aplicación móvil por Usuarios Profesionales, y poder filtrar por ciudades y ver otros trabajos;
  2. Puede buscar por servicios o por profesionales y guardarlos como favoritos;
  3. Permite evaluar los servicios realizados por el Usuario Profesional de Belleza a otros usuarios, incorporados a modo de marketing, valorándolos según su apreciación subjetiva;
  4. Revisa trabajos realizados por Usuarios Profesionales de Belleza de otras ciudades y países, como una gran galería;
  5. Evalúa el servicio recibido por un Usuario Profesional, como cliente.

Aplicación móvil Usuario Profesional de Belleza.

  1. Sube a modo de marketing, imágenes y videos cortos de trabajos realizados a Usuarios Clientes que les hayan contratado a través de Belagram;
  2. Observa trabajos realizados por otros Usuarios Profesionales de Belleza de otras ciudades y países, para obtener ideas nuevas que les ayude a mejorar como profesionales;
  3. Recibe las valoraciones recibidas por sus clientes;
  4. Visualización de la dirección de los próximos trabajos a domicilio, para facilitar la coordinación.

En fin, podemos inventar cientos de ideas, pero lo importante es centrarnos en el valor. El problema en este campo, es que son solo ideas y la realidad es que no sabemos que gustará o no al usuario, que no aporta, o peor, que idea entorpecerá la experiencia y generará rechazo entre los usuarios.

No es necesario incluir todo en nuestras aplicaciones móviles al inicio

Igualmente debemos considerar aquellas ideas que pueden ser interesantes de probar, pero que aún no es el momento de desarrollarlas.

Por ejemplo: la idea N°4 del Usuario Consumidor y N°2 del Usuario Profesional, que ambas refieren a una galería por ciudades y países para observar trabajos de todas partes ¿Crees que es realmente necesaria en una etapa inicial?

Debemos tomar en consideración que cuando el proyecto vea la luz, comenzará naturalmente en una ciudad piloto, e ir expandiéndose de a poco. Incluso, antes de comenzar la expansión a otros países, debes considerar a lo menos el tema de idioma, moneda y medio de pago electrónico para cada nuevo mercado.

Según lo descrito, te recomendamos al momento de idear tu emprendimiento tecnológico, que incluye el diseño y desarrollo de aplicaciones móviles, siempre debes considerar el famoso PMV (producto mínimo viable) y una vez hayas determinado sus ejes principales:

Cuando todo lo anterior está claro, es más sencillo definir que tipo de tecnología se utilizará para el desarrollo del proyecto. También se podrá determinar el listado de tareas que se deberán llevar a cabo en gestión, diseño y desarrollo informático, para lograr el producto final.

Si sabemos las tareas, podemos determinar las horas que cada una de ellas debería tomar a cada profesional involucrado, si conocemos las horas que el proyecto demorará, podemos definir un plazo y un presupuesto de desarrollo.

Pero para eso estamos nosotros 😉

En Elinous, disfrutamos el conversar sobre proyectos, emprendimientos e ideas de innovación. Esto para nosotros no es trabajo sino un gusto (por lo que jamás te cobraremos por ello).